Qué ver en… Eivissa

Hace tiempo que le doy vueltas a la idea de crear una serie de post turísticos titulados “Que ver en…”  con un toque diferente: lleno de curiosidades, qué no te puedes perder, dónde comer, etc. Es decir, diferente a las guías de viaje que abundan en el ciberespacio 😉 La idea original era crear esa serie para cada una de mis islas canarias, pero creo que va a ser más sencillo empezar por los últimos viajes y poco a poco ir completando el proyecto jeje

La semana pasada nos escapamos a Eivissa a celebrar San Juan, así que ahí va: ¿Qué ver en Ibiza?

Nuestra escapada a Ibiza (webs de turismo recomendadas: aquí y aquí) fue en plan tranquilos, nada de discotecas y/o pubs de moda. Lo que parecía una misión imposible terminó demostrándonos que existe otra Ibiza, la de playas de ensueño, aguas cristalinas, calma, una Ibiza para disfrutar en pareja o con la familia.

Esa Ibiza de la que les hablo está al norte, entre los municipios de Sant Joan de Labritja y Santa Eulària des Riu. Nosotros nos alojamos en un apartamento (aparthotel) en Cala Longa, a 5min de Santa Elulària y lejos del bullicio de la ciudad.

Ibiza1

Sin duda, el mousse de Ibiza son sus playas y calas: aguas cristalinas con reflejos turquesa y arenas rubias. Aún me quedan islas y playas que explorar en Baleares, pero creo que no me equivoco si digo que aquí están las mejores del Archipiélago!! Para mí, la mejor es la Cala de Sant Vicent!! Pero también les recomiendo las de Ses Salines, Sa Caleta y Sant Miquel.

Casi todas las playas tienen un parking de pago (una media de 5€), pero siempre hay un terreno un poco más lejos de la playa donde aparcar gratis. Otro negocio son las sombrillas y hamacas (una media de 8€ la unidad)… ahora las hamacas en Canarias me parecen baratas!! :S

Ibiza2

En el municipio de Sant Josep de sa Talaia no te puedes perder un paseo por el Parque Natural de Ses Salines d’Eivissa i Formentera (playa & senderismo), ni subir a Sa Talaia (476 m.s.m., desde donde se tiene unas vistas impresionantes de la costa, de las numerosas pequeñas islas e incluso de la Península) ni visitar Es Cubells (en días despejados las vistas merecen la pena).

En Sant Joan de Labritja: las Iglesias de Sant Lorenz de Balafí, de Sant Vicent de Sa Cala y Sant Miquel de Balansat, el casco urbano de Sant Joan y el puerto de Portinax.

En Santa Eulària des Riu: Cala Longa, Es Canar, San Carles de Peralta (con su mercadillo hippie)

En la cuidad de Ibiza, lo mejor es cruzar las murallas y dejarse perder por la Dalt Vila: asomarse a los Baluartes, subir a La Catedral de Nuestra Señora de Las Nieves, callejear de plaza en plaza, sin perder detalle de las puertas, jardines, etc. Una vez que vuelves a cruzar la muralla parece que has cambiado de ciudad o incluso de isla: entre tiendas, restaurantes, pubs y discotecas la cuidad no podía ser más turística…

Artículos interesantes:

La Ibiza tranquila existe

Cinco razones para viajar a Ibiza

Advertisements